18 de enero de 2013

Un poema sin palabras...


Este vitral, pocas veces observado, llamó poderosamente mi atención una vez que estuve en el coro del Templo de Nuestra Señora de la Purificación. Y es que desde ese lugar poquísimas veces visitado, la luz, los colores y la figura diáfana cobran un esplendor espectacular.

Ahora que tuve oportunidad de grabar ahí un episodio del programa "Momentos", no dude un segundo en captarlo para una postal sinigual. 

Felizmente para todos los habitantes de la ciudad, aún existe este vitral en excelente estado.

Sin duda, un auténtico poema sin palabras, ¿no les parece?

---------------------------

This stained glass, seldom seen, caught my attention once I was in the choir of the Church of Our Lady of Purification. From this very few times visited place, the light, colors and diaphanous figure charge a spectacular splendor.

Now I had a chance to shoot it while filming an episode of "Moments", no hesitation at all to grasp for an unique postcard.

Happily for all inhabitants of the city, this stained glass is in excellent condition.

No doubt, a true poem without words, don't you think?

2 comentarios:

  1. la verdad es que no habia visto con cuidado este vitral y es muy hermoso.gracias por compartir esta vision tan tuya y tus momentos.

    ResponderEliminar
  2. UNA FOTO BONITA Y LLENA DE LUZ,INSPIRACION Y ARTE QUE DA ALEGRIA AL ABRIR EL BLOG.HERMOSISISISISISISMA.

    ResponderEliminar