15 de septiembre de 2014

Tour around Kathmandu!




Primer día en Katmandú. Después de esa significativa bienvenida, nos hospedamos en el Hyatt. El cuarto ofrecía una todavía más acogedora vista de bienvenida. 

Lo primero, un desayuno para recargar energía y continuar el descubrimiento de la ciudad. Unos huevos benedictos fueron la opción. Con la gran influencia británica que ha habido en el país, la cocina ofrece una variedad muy amplia de platos ingleses. Estuvieron deliciosos.

Luego, Krisna nos recogió en el hotel y dimos un exhaustivo paseo por la ciudad. Esto que les comparto aquí es lo primero que vimos. Por cierto, dada la influencia inglesa, conducen del lado derecho, como allí, opuesto a Europa continental y a América. 

Tras pasear en coche y luego caminar un rato, lo que más recuerdo en este momento es el olor. Sí, un olor a mezcla de tierra, smog, especias, humedad, calor...

Leí alguna vez que el olfato es el más perfecto de los sentidos. Quizás. Pero yo prefiero la vista. Sin ella no habría descubierto  la gran sonrisa de la gente (cuando cruza miradas con los visitantes en la calle) a pesar de ese "poco acogedor" olor...


2 comentarios:

  1. Excelente reseña, descripción, narración y participación que nos haces. Una experiencia sin duda excelente e ilustrativa.
    Siempre te doy las gracias por compartirnos tus experiencias. Gracias ahora también.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anita, no sé cómo darte las gracias por tantas palabras tan motivantes que me dejas en tus comentarios.
      Simplemente te digo que el blog tiene razón de ser si te aporta todo eso.

      Un abrazo.

      Eliminar